COMO COCINAR AL VACÍO EN CASA          “CASI GRATIS”…

Está claro que todos los aficcionados a la gastronomía os interesais por la tecnica de cocina al vacío ya que ultimamente los chefs os damos bastante la lata con esta técnica de cocción.Pero la verdad es que todo tiene un motivo, y es que el poder cocinar un producto, con sus propios jugos, durante largo tiempo y sin que pierda propiedades, que os voy a decir, solo en concepto …¡¡¡Molaaa!!!.

Gracias a dios yo en casa siempre he tenido a una gran chef, aunque nunca se ha ganado la vida como tal, que como no es mi madre.Esta coyuntura combinada con los años trabajando en la cocina ha sido muy provechosa, ya que con el tiempo y curiosidad se consigue todo, y nosotros hace ya años que conseguimos cocinar al vacio en casa sin hornos Rational y sin medios tecnológicos a penas.
Es simple, solo necesitamos:

Una olla grande, al menos para que quepa el producto que vamos a cocinar.

Un termómetro dijital,puede parecer una herramienta de la NASA pero los hay desde 10 €.

Una envasadora al vacío, las hay desde 50€.Si tienes a alguien que te la presete o que te pueda realizar el envasado, como por ejemplo tu carnicero,puedes suprimir el gasto.Yo te aconsejo que te la compres.

-Y como último exceso económico, un material que sea buen conductor de la temperatura, nos puede valer H2O o lo que viene a ser… agua del grifo.

Está claro que según el producto a cocinar tendremos que utilizar unos tiempos y cocciones distintos.

Hoy vamos a cocinar unas paletillas de cordero lechal…

Necesitas:

-2 Paletillas de cordero lechal de unos 300 Gr.
-Hierbas, tomillo, romero, laurel, mejorana…y las que a tí más te gusten para esta carne.
-1 chupito de manzanilla.
-1 chupito de AOVE.
-1 chupito de agua.
-Sal.

Vamos al lío…

-Ponemos en una bolsa una paletilla y añadimos las hierbas, los elementos líquidos y sal con mesura, ya que una vez terminado el plato podremos añadir al gusto.

-Sella las bolsas, (tú, o tu carnicero, o tu amigo cocinitas).

-Ahora pones la olla hasta arriba de agua, y con el termómetro y el regulador de tu vitro, fogón, placa de inducción etc… dejas el agua en una temperetura estable que oscile entre 80 y 90 grados centígrados.

-Si las paletillas son del tamaño que te he dicho, tendrás que cocinarlas durante unas 12 horas.
*Te dije que era sencillo no que no necesitrara dedicación.

-Una vez pasado el tiempo de cocción, saca las paletillas del agua, y mete al congelador, (a mí me gusta dejarlas que se congelen directamente).

Vamos a zampar…

-Cuando llegue el momento de dar cuenta de nuestra creación, sacamos del congelador y como siguen envasadas descongelamos en un recipiente con agua a temperatura ambiente.

Pon tu horno “a tope”.Esto viene a ser en torno a los 180-200 grados.

Cuando hayas precalentado bien, mete tus paletillas en la bandeja con un abundante chorro de AOVE.La paletilla ya está cocinada, el tiempo de horno es el que necesite para que quede tostadita y crujiente por fuera.

Las paletillas ya las tienes, ahora la guarnición te la curras tú, que ya se que estás hecho un creativo de primera…

¡¡¡BUEN PROVECHO GASTROYONKI!!!

No se han encontrado comentarios

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Foto Marcos  

Marcos Castillo

Soy Jienense, afincado en Úbeda,
ciudad  Patrimonio de la Humanidad,
enclavada en medio del Mar de Olivos.
Defensor a ultranza del 
Aceite de Oliva Virgen  Extra
y adicto a la Gastronomía.

Actualmente trabajando como Freelance
para varias empresas de restauración.

Siguenos:

Facebooktwittergoogle_pluslinkedinyoutubeinstagram